¡Buenas Noticias!
¡El tejado del hogar de Sera ya está terminado!
Gracias a una donación y a unos ahorrillos hemos conseguido llevar a cabo uno de los objetivos que teníamos este año que era la reparación del tejado del hogar de Sera que amenazaba con derrumbarse debido a la carcoma.
Se eliminó el antiguo tejado de teja y de vigas de madera y se sustituyó por uno de cemento y hierro. Además también se cambiaron las puertas y todo aquello que había sido afectado por la carcoma.
Los niños de Sera en su Hogar de nuevo
Los niños están felices de poder volver a su hogar, de no tener goteras, de la ausencia de insectos y de sentirse más seguros.
Fachada del hogar

 Se amplió también la baranda para utilizarse como lugar de estudio, comida, reunión, etc…
Espacio de ocio y estudio
Los niños de Sera ahora pueden «presumir» de tener un hogar en condiciones.

Saboreando un zumo
Ellos tienen un día libre a la semana que no hay escuela, y ese día durante nuestra estancia  fuimos al centro de Bylakuppe a realizar unas compras. Aprovechamos a comprar aquello de lo que estaban necesitados.

En el restaurante

Además como ocasión especial fuimos a comer fuera a un pequeño restaurante, una novedad para los niños que rara vez salen del monasterio. Fue un día novedoso para ellos, que compartimos todos juntos.

Felices en el hogar
También tuvieron la oportunidad de conocer a Jorge, que vino a conocer el hogar y que nos ayudó a traducir cartas para los padrinos y pudieron conversar con él estos días.

Lobsang Rabgyal escuchando la lectura de la carta de su madrina
Los niños recibieron las cartas de sus padrinos e hicieron muchas preguntas acerca de ellos. Siempre están muy interesados y reciben con mucha alegría cualquier noticia.
Están muy felices de la ayuda recibida y nosotros también de haber conseguido cumplir este importante objetivo.
Facebooktwitter